Milka La Más Dura, la del fraseo implacable

Al igual que muchas mujeres dominicanas, las artistas urbanas viven en un mundo paralelo, a razón de no tener la participación igualitaria en este todo-conocido masculino, y en el cual las mujeres son representadas por modelos y bailarinas en los videos y como objetivo en las letras en las cuales se descarga la violencia machista del colectivo dominicano. Hasta que hace poco vemos a Milka en “Picante” y la escuchamos con detenimiento… y nos recuerda algo.

Y es que, el recurso de la tiradera, otrora estrategia con la que se posicionó considerablemente este género, se siente bastante latente en ella y en las exponentes femeninas, entre ellas y para ellos. En otros tiempos para su carrera, la artista ha ido consolidándose, y como ella misma expresó  “… los cambios siempre pueden sumarte o restarte” a Diario Libre.
En “Picante” ella hace un juego transversal entre tiempos y estilos y pisa con propiedad el camino que ha escogido. En impresiones  de Cristabel Acevedo del grupo MULA quien fue que me habló de este tema, Milka está genial en “Picante” de principio a fin: Une un verso con el otro usando un fraseo impecable e imparable, logrando un discurso congruente hasta el final. Cierra con broche de oro al “hacerlo como en los tiempos de antes” y acelerar las frases para hacer su famoso “trabalenguas”. Siento que Milka rompió con esta canción, demostró sus excelentes habilidades para encontrar las palabras ideales, jugar con las rimas y hacer una danza de fonemas para contar lo que quiere, como quiere. Me parece digno de aplaudir que se haya atrevido a hacer un Hip Hop en un momento en el que la mayoría de raps en R.D. se están haciendo encima de una pista de Trap o Dembow.
A pesar de que en la historia local del movimiento han habido mujeres del rap tan versátiles como Milka al explorar entre otros estilos urbanos, al presente han podido llegar algunas, muy trabajadoras y talentosas, y unas pocas muy despiertas y empoderadas. Ser exponente urbana significa reconocerse en igualdad de roles o mimetizarse con la mirada machista de hombres y mujeres, todavía, la industria impone modelos. En ella reconocemos a una mujer importante en la historia reciente del movimiento urbano dominicano y que esperamos que lo siga siendo, que siga siendo como ella quiera.
Anuncios