Si pasa en la vida real, pasa en el Hip Hop. Escuchando a Black Point

“Esta noche yo salgo, sin miedo, entregao a lo que venga, me cuida lo que cargo. Bebe reza por mí, pásame el arma y el reguardo”.

En las últimas semanas se escucha bastante el tema “Lo que quieras” del rapero dominicano Black Point, en este se hace alusión al amor y al interés, al conflicto creado entre la familia de una joven y la manera en como su novio se gana la vida.

En este post queremos (re)presentar brevemente un recuento de las realidades que hemos podido ver y entender de los jóvenes del barrio, a través de este tema musical. La premisa sigue siendo la misma, y es que a primera vista los códigos de vida que se exponen en el tema y su video pueden hacernos sentir susceptibles al mensaje que se quiere transmitir, tal vez sin entender del todo su contexto, que no es más que una canción de amor en un barrio pobre de Santo Domingo en el siglo XXI.

 “De los tigueres peligrosos estoy entre los más buscados, pero tu corazón es lo mejor que me he robado para mí.

El concepto de progreso económico y de bienestar social de la juventud dominicana de clase baja está ciertamente alejada de la visión tradicionalista; irónicamente, mientras los poderes del estado, la iglesia y el empresariado defienden una unidad nacional en base a unos valores determinados, estos continúan fundamentados en un ejercicio de democracia inoperante y con altos niveles de corrupción.

Los jóvenes que viven en los sectores populares de la capital dominicana tienen que sortear entre esta realidad social y sus dificultades como seres humanos. Las frustraciones de vivir en un estado de violencia, con mala educación, servicios básicos deficientes, falta de empleo, estigma social, acoso policial les dificultan su desarrollo y movilidad social.

Las complicaciones para la inserción en el mercado laboral son considerables, siendo la economía ilícita, la migración hacia el exterior algunas de las vías más utilizadas por parte la población juvenil. La vida, no solo esta permeada por estas realidades, la relación de los jóvenes del barrio con la diáspora, económicamente y de fenómenos sociales como los deportados es tangible, sobre todo en los últimos años, que se ha visto como la”otra” versión de violencia, con una doble condena social.

 “Baby no sufras por mí, yo estoy buscando mi porvenir, está en la calle y no puedo salir. Tu sabes estoy trabajando pa’ ayudarnos a los dos, pa’ no ser esclavo del reloj y vivir como un Don”.

Las formas del lenguaje y sobre todo el contenido que caracteriza a “Lo que quieras” – y que para este articulo hicimos correcciones-, es común dentro de este estilo musical urbano; su historia está muy relacionada con su espacio y ambiente, lo que se evidencia en su discurso mucho más desenfadado y explicito que el de otras músicas populares.

Black Point, es Jonás Joaquín Ortiz Alberto, nació en el 1989 en la ciudad de Santo Domingo, es un exponente de música urbana que se da a conocer desde el año 2000, logrando  trascendencia  internacional. Su estilo  es versátil, y abarca desde hip hop hasta merengue mambo; el rap ha sido su ventana social, su catarsis personal, según ha dado a entender públicamente. Con este tema, junto a Davicito Kada se ha dejado sentir en redes sociales y medios tradicionales de comunicación.

El Rap, brinda esa libertad y enfoque creativo, ya que desde sus orígenes ha realzado la transgresión de ciertos códigos sociales y visibilizado un modo de vida que choca con las clases conservadoras, también es cierto que muestra realidades marginadas por esa clase dominante.

  “Me llevan preso y ella soborna al comandante pa’ que suelten a su negro. Me alegro.”

Lo que pasa en el hip hop pasa en la vida real, es un hecho innegable, que por su cruda verdad puede llegar a ser difícil de digerir para una parte de la sociedad y en especifico de jóvenes, que han podido tener otra vida y otras oportunidades.

La realidad de este video es que, esa “otra” dominicanidad parece avasallante y lo que está pasando en la música urbana es un aviso, un anuncio de lo que podría pasar socialmente si no cambian ciertas realidades; hoy se expresa con la música lo que mañana se expresará de otra manera, con contra-violencia.

Es tan fácil entrar y muy difícil salir; ¿de qué vale perderlo todo, amigos, familia, paz, tranquilidad? Lucha por lo que realmente importa.

Este texto al final del video funge como un mensaje… a caso de advertencia ¿o de esperanza?

Anuncios

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s